EL GUARDIÁN DE TRADICIONES

EL GUARDIÁN DE TRADICIONES

Compartir:

Desde hace tres décadas, el chef Ricardo Muñoz Zurita se dio cuenta de que la cocina mexicana era poco conocida, y desde entonces se dio a la tarea de recorrer todo México para investigar los elementos que distinguen nuestra gastronomía y preservarla.

Pasión. Esa es la palabra que define a Ricardo Muñoz Zurita, chef mexicano que ha hecho de la preservación de las tradiciones de la cocina nacional su proyecto de vida. Este objetivo lo ha llevado a recorrer México durante más de 30 años para identificar los elementos que distinguen a nuestra gastronomía, considerada Patrimonio de la Humanidad.

Tenemos la cantaleta de que en México nuestra cocina es muy variada, muy rica, pero la verdad es que no se conoce.

Ricardo Muñoz Zurita, Chef mexicano.

Cuando habla acerca de la comida no solo el talante de Muñoz Zurita se enciende, sus ojos y voz también resplandecen por este tema que en su etapa de investigador ha plasmado en varios libros, pero especialmente en su obra, Diccionario Enciclopédico de la Gastronomía Mexicana.

Con el mismo ímpetu, el chef externa su preocupación por la cocina tradicional del país, la cual, afirma, corre el peligro de olvidarse y con ella, la identidad de cada región. “Tenemos la cantaleta de que en México nuestra cocina es muy variada, muy rica, pero la verdad es que no se conoce”.

El motivo, dice, radica en diversos factores, pero principalmente en la poca promoción y difusión sobre la elaboración de estos. Eso fue precisamente lo que lo llevó a tratar de preservar la cocina nacional en su proyecto de manuales gastronómicos. Y en esta ocasión es el turno de la Enciclopedia de la Comida Tradicional Sinaloense, proyecto que Muñoz Zurita prepara con apoyo de otros chefs e investigadores gastronómicos a fin de incluirla en su mapa culinario de México.

CHEF_interior
Ricardo Muñoz Zurita, Chef mexicano.

—¿Cuándo se dio cuenta que era necesario hacer libros sobre la cocina mexicana?

—Mientras estudiaba. Pero esto vino más cuando me fui al extranjero y me di cuenta que la cocina mexicana era poca conocida y que los buenos libros de cocina mexicana estaban escritos por extranjeros. Eso como mexicano me avergonzó.

—¿Cuál fue su primer libro?

—Diccionario Enciclopédico de la Gastronomía Mexicana, que al mismo tiempo es el último porque lo he editado y reeditado. Es uno de esos libros que deberían estar en todos los hogares, cocinen o no cocinen.

—¿Por qué?

—Porque es un diccionario. Nosotros nada más pensamos que existen los diccionarios en español, pero la cocina también tiene un lenguaje propio y es importante conocerlo.

Comida que nos define

Muñoz Zurita es consciente del relevante papel que juega la gastronomía en la identidad de cada estado. Pero no solo eso, al rescatar los platillos típicos de cada región, asegura, se impulsa la cultura culinaria y se promueve el turismo. Y ejemplifica: “Sinaloa se distingue por su riqueza gastronómica caracterizada por su cocina del mar, pero esta no se aprovecha para atraer más visitantes”.

—¿Qué vio en Sinaloa para hacer una enciclopedia?

—Son muchísimas cosas. Es una pregunta compleja de contestar, pero tienen un privilegio de ubicación geográfica. Aquí hay una cosa maravillosa que son los productos, que son muy buenos, de primera, pero el asunto es que no está explotado. Es como un secreto que nos hubiéramos guardado y la idea es darlo a conocer.

—¿Eso es lo que intenta, dar a conocer toda la gastronomía mexicana?

—Mi gran proyecto de vida es dejar registrado todo. A lo mejor es un trabajo inútil, pero hay que dejarlo registrado y dejárselo a las nuevas generaciones. Ellos sabrán si lo ocupan o no, pero no nos podrán culpar a nosotros de que no les dejamos hecha la tarea.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.