Los 10 mandamientos ecológicos del Papa Francisco

Los 10 mandamientos ecológicos del Papa Francisco

Compartir:

Esta semana el Papa Francisco publico la encíclica Laudato si’, sobre el cuidado de la casa común, documento de 200 páginas donde el santo padre hace una profunda reflexión acerca de los grandes problemas que amenazan a la humanidad, así como una serie de propuestas encaminadas a reducir el calentamiento global, combatir la pobreza, redefinir la idea de progreso,y controlar la ciencia en favor de un desarrollo humano de alcance mundial. A continuación ESPEJO te muestra algunos de los puntos claves de este documento. 

1. DESARROLLO

El Papa aboga por resolver la crisis ambiental que está atravesando el planeta mediante  una “reconversión ecológica” que cuestione el modelo de desarrollo y al mismo tiempo afronte la contaminación y el calentamiento global, la pobreza, ayudando a los países menos desarrollados a mejorar sus condiciones. Debemos “integrar la justicia en las discusiones sobre el medio ambiente, para oír tanto el grito de la Tierra como el grito de los pobres”.

2. CAMBIO CLIMÁTICO

El documento alude al “calentamiento preocupante del sistema climático” y la necesidad de poner en práctica las políticas para reducir “dramáticamente” las emisiones de dióxido de carbono y otros gases contaminantes. “La humanidad está llamada a tomar conciencia de la necesidad de realizar cambios de estilos de vida, de producción y de consumo, para combatir este calentamiento o, al menos, las causas humanas que lo producen o acentúan. Numerosos estudios científicos -continúa- señalan que la mayor parte del calentamiento global de las últimas décadas se debe a la gran concentración de gases de efecto invernadero emitidos a causa de la actividad humana”.

3. ENERGÍA

“Se ha vuelto urgente e imperioso el desarrollo de políticas para que en los próximos años la emisión de anhídrido carbónico y de otros gases altamente contaminantes sea reducida drásticamente, por ejemplo, reemplazando la utilización de combustibles fósiles y desarrollando fuentes de energía renovable. En el mundo hay un nivel exiguo de acceso a energías limpias y renovables”. La tecnología basada en combustibles fósiles debería ser reemplazada progresivamente sin demora, añade

4. CUMBRES DEL CLIMA

“El sometimiento de la política ante la tecnología y las finanzas se muestra en el fracaso de las Cumbres mundiales sobre medio ambiente. Hay demasiados intereses particulares y muy fácilmente el interés económico llega a prevalecer sobre el bien común y a manipular la información para no ver afectados sus proyectos”. Las “cumbres mundiales sobre el medio ambiente en los últimos años no han cumplido con las expectativas”. El progreso en materia de cambio climático y reducción de gases de efecto invernadero “son lamentablemente muy escasos” y esto es debido a “las posiciones de los países que privilegian sus intereses nacionales sobre el bien común global”.

5. NATALIDAD

“En lugar de resolver los problemas de los pobres y de pensar en un mundo diferente, algunos proponen solo una reducción de la natalidad. No faltan presiones internacionales a los países en desarrollo, condicionando ayudas económicas a ciertas políticas de ‘salud reproductiva’. Pero, «si bien es cierto que la desigual distribución de la población y de los recursos disponibles crean obstáculos al desarrollo y al uso sostenible del ambiente, debe reconocerse que el crecimiento demográfico es plenamente compatible con un desarrollo integral y solidario. Culpar al aumento de la población y no al consumismo extremo y selectivo de algunos es un modo de no enfrentar los problemas”.

6. DEUDA EXTERNA

“La deuda externa de los países pobres se ha convertido en un instrumento de control, pero no ocurre lo mismo con la deuda ecológica. De diversas maneras, los pueblos en vías de desarrollo, donde se encuentran las más importantes reservas de la biosfera, siguen alimentando el desarrollo de los países más ricos a costa de su presente y de su futuro”

7. CONTRA EL SISTEMA FINANCIERO

“Los poderes económicos siguen justificando el sistema mundial actual, en el que prevalece la especulación y la búsqueda de la rentabilidad financiera” Y “todo lo que es frágil, como el medio ambiente, permanece indefenso respecto a los intereses del mercado divinizado, transformado en regla absoluta”. Sobre la crisis financiera, dice: “El rescate de los bancos a toda costa, al cobrar el precio a la población, sin la firme decisión de revisar y reformar todo el sistema, reafirma un dominio absoluto de las finanzas” que sólo creará nuevas crisis.

8. CIENCIA PODEROSA

Tras decir que la ciencia y la tecnología “son un producto maravilloso de la creatividad humana”, el texto recuerda que el poder está en las manos del hombre: la energía nuclear, la biotecnología, la tecnología de la información, el conocimiento de nuestra propia ADN y otras capacidades que hemos adquirido y que tiene un tremendo poder. Pero damos a quienes tienen el conocimiento y, sobre todo, el poder económico para explotarlo “un dominio impresionante sobre toda la raza humana”. “La financiación ahoga la economía real. No hemos aprendido las lecciones de la crisis financiera mundial” y “muy lentamente” aprendemos la “del deterioro ambiental”. En algunos círculos se argumenta que la economía y la tecnología actual va a resolver todos los problemas ambientales. Pero “el mercado por sí solo no garantiza el desarrollo humano integral y la inclusión social”.

9. DECRECIMIENTO

La cultura ecológica debe aportar “un pensamiento, una política, un programa educativo, un estilo de vida y una espiritualidad que dé forma a una resistencia frente al avance del paradigma tecnocrático”. Francisco aboga por “una revolución cultural valiente”. Y precisa que “nadie quiere volver a la época de las cuevas, pero es esencial ralentizar la marcha para ver la realidad de otra manera”, aceptando un “cierto decrecimiento en algunas partes del mundo”, lo que permite proporcionar los recursos necesarios para el crecimiento sano en otras partes del planeta.

10. EDUCACIÓN Y VALORES

“La conciencia de la gravedad de la crisis cultural y ecológica necesita traducirse en nuevos hábitos. Muchos saben que el progreso actual y la mera sumatoria de objetos o placeres no bastan para darle sentido y gozo al corazón humano, pero no se sienten capaces de renunciar a lo que el mercado les ofrece. En los países que deberían producir los mayores cambios de hábitos de consumo, los jóvenes tienen una nueva sensibilidad ecológica y un espíritu generoso, y algunos de ellos luchan admirablemente por la defensa del ambiente, pero han crecido en un contexto de altísimo consumo y bienestar que vuelve difícil el desarrollo de otros hábitos. Por eso estamos ante un desafío educativo”.

El documento completo ha sido difundido por El Vaticano a través de internet en Alemán, Árabe, Español, Francés, Inglés, Italiano, Polaco y Portugués. Puedes consultarlo dando click aquí.

Vía: LaVanguardia.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir:

1 Comentarioen esta Entrada

  1. DIOS AYUDAME

    DIOS AYUDAME PLIS PERODNA MIS PECADOS HAS QUE SEA UN NIÑO INTELIGENTE QUE SEA ESTUDIOSO PARA NUNCA SACAR NOTAS DE BAJO NIVEL Y PODER QUEDAR EN LOS PRIMEROS 3 PUESTOS DE EL SALON DE CLASE .GRACIAS PADRE

    Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.