TIERRA DE JAGUARES | Una especie en peligro de extinción que en Sinaloa se protege

TIERRA DE JAGUARES | Una especie en peligro de extinción que en Sinaloa se protege

Compartir:

En el sur del estado existen entre 4 y 6 felinos por cada 100 kilómetros y en San Ignacio se promueve un corredor biológico ecoturístico para procurar su conservación.

Contrario a lo que se pudiera pensar, Sinaloa es tierra de jaguares. Transita la región de la meseta de Cacaxtla, principalmente en San Ignacio, donde se les protege, estudia y cuentan con un museo.

jaguar_2Su imponente presencia lo ha convertido en un animal de respeto; en ocasiones se le llama con un bramador, ruge pero no se deja ver, pero en otras es captado por las cámaras diseminadas en dicha zona.

En ellas, el felino que ha jugado un papel preponderante en la cultura mexicana, aparece libre entre la naturaleza siempre verde. También cuando nuevas crías pueblan el territorio.

Llamados con nombres propios, así es posible seguir sus pasos e incluso detectar que han sido cazados.jaguar_destacada2

La bióloga Yamel Rubio Rocha, quien inició las investigaciones en esta zona, contó que hasta antes del Siglo XX la presencia del jaguar abarcaba un amplio territorio en México, sin embargo, se extingue cada vez más por la destrucción de selvas, bosques, cacería ilegal y destrucción de sus presas.jaguar_5

Actualmente en la parte sur de Sinaloa existen entre 4 y 6 felinos cada 100 kilómetros. Esto se derivó del monitoreo que en 2010 llevó a cabo la Comisión Nacional de Áreas Protegidas y que ahora dan seguimiento con la Fundación Sinaloense para la Conservación de la Diversidad.

Hasta antes, la presencia del jaguar se quedaba en las pláticas de los campesinos que les tocaba avistarlos. Ahora los pobladores lo han hecho propio, incluso se ha creado un museo único en su tipo en Cabazán.

jaguar_4

jaguar_1Territorio jaguar

La meseta de Cacaxtla es una reserva de más de 50 mil hectáreas, en donde se cuenta con una diversidad privilegiada de fauna silvestre. Han sido identificadas alrededor de 300 especies de plantas, 340 aves, anfibios, reptiles y el jaguar.

Este espacio, explicó Rubio Rocha, ofrece las condiciones ideales para que estos puedan vivir, así como sucede en 11 estados más de la república, donde tienen presencia.

“Por su geografía, en la meseta de Cacaxtla se cuenta con una de las mejores poblaciones de jaguar, a pesar de que se le ha cazado y matado. Es una especie protegida, que claro, de manera fortuita ataca el ganado, pero es un animal muy noble”, explicó.

“El hecho de que por primera vez se hayan podido captar imágenes del jaguar, ha sido de mucha ayuda para que se le respete y ya no se le persiga y se le mate”.

jaguar_2

El censo que permitió sentar las bases para su estudio, dijo la bióloga que se enfocó principalmente en las comunidades de El Carmen, Cabazán, El Cañón, Los Pozos, Tacuitapa, entre otras.

“Esto fue un trabajo muy interesante porque esto posicionó a Sinaloa como un importante sitio para la conservación del jaguar y llenó de orgullo a la gente del municipio porque tener al jaguar en este territorio, significa que se posee un ecosistemas sano”.

jaguar_8

jaguar_3Un santuario para el jaguar

Cuando se concluyó el censo, la investigadora de la UAS recordó que no quisieron quedarse en un mero dato estadístico y con ayuda de la comunidad remozaron una edificación en desuso en la comunidad de Cabazán para abrir, en 2012, el único museo en su tipo en el país.

También decidieron promover la conservación de la biodiversidad por medio de programas de reforestación, talleres ambientales e investigación realizada por equipo de estudiantes universitarios.
jaguar_9

El espacio destaca la historia de la región, la importancia cultural del jaguar y los peligros a los que se enfrentan y está dividido en cuatro salas que constantemente son visitadas por grupos escolares y turistas.

Ahí también se promueve la lectura a través del programa Salas de Lectura, se proyectan películas y se imparten charlas y talleres. De lo que se trata es de lograr que la presencia del jaguar en esta zona sea conocida por todos, pero en el contexto histórico del municipio.

En el museo, la información es acompañada por fotografías, artesanías y un mural.

jaguar_3

Un corredor ecoturístico

Junto con la apertura del museo, en San Ignacio se sentaron además las bases para constituir el corredor biológico y ecoturístico que permitiera seguir los pasos del jaguar y disfrutar de la naturaleza con la que el municipio cuenta.

Para ello se constituyeron comités de participación comunitaria, empezaron a crear artesanías y a preparar alimentos para ofrecer a los visitantes.

“Este proyecto ya lo echamos a andar, tenemos con frecuencia visitas de estudiantes,con quienes recorremos los movimientos del felino y las áreas de conexión, donde se incluyen comunidades como San Javier, La Labor”, explicó.

jaguar_1

“Estamos hablando del turismo sustentable para que los pobladores puedan generar recursos económicos propios, pero todo tomando como figura central el jaguar”.

Con el apoyo del Ayuntamiento y fondos federales, la promoción del corredor siempre está presente en las fiestas tradicionales aledañas y a través de redes sociales.

Rubio Rocha mencionó que diseñaron un recorrido nocturno para llamar al jaguar por medio de bramadores; hay además tres rutas: una llamada Ruta del Cañón, otra la de Las Cuevas y la Ruta del Agave.

“Esto es una experiencia muy bonita que le permite a los pobladores mostrar toda su riqueza gastronómica, cultural, y demostrar a pesar de todo lo que se dice, que su gente es muy amable y tranquila”, aclaró.

El recorrido permite identificar las aves, plantas y observar paisajes para muchos desconocidos.

jaguar_7


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.