Tema de la Semana | Zika: más preguntas que respuestas…

Tema de la Semana | Zika: más preguntas que respuestas…

Compartir:

A finales del mes de enero de 2016 Brasil anunció que pondría en marcha una campaña nacional contra el mosquito transmisor del zika con la promesa de ganar la guerra contra el virus que, al parecer, estaba causando malformaciones genéticas en alrededor de 4 mil 700 recién nacidos brasileños desde hace ya varios meses.

La historia de esta epidemia empezó en febrero del 2015 cuando las autoridades de salud brasileñas comenzaron a investigar un brote de erupciones en la piel que afectaba a seis estados del norte del país.

Casi un año después, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) identificó a 20 países con reporte de Zika en su territorio y declaró que el virus terminaría por llegar a todo América Latina con la posibilidad de infectar hasta 4 millones de personas en el continente durante este año.

Todavía no tenemos el sustento o los fundamentos científicos de que realmente el virus esté ocasionando microcefalia

Ernesto Echeverría, Secretario de Salud en Sinaloa.

Poco tiempo pasó para que el tema llegara hasta la Organización Mundial de la Salud (OMS), la cual declaró una “emergencia pública de salud de preocupación internacional” a causa del virus.

Pero, ¿qué es una emergencia pública de salud de preocupación internacional?

Según el organismo esta es emitida cuando “un evento extraordinario que constituye un riesgo para la salud del público de otros Estados a través de la propagación de enfermedades y podría necesitar una respuesta internacional coordinada”.

Luego de esta declaración la OMS procedió a formar un Comité de Emergencia integrado por expertos internacionales, el cual ha hecho básicamente tres recomendaciones:

  • El seguimiento de la microcefalia y el Síndrome de Gillán-Barré en las áreas de transmisión del virus del zika y en las zonas de riesgo de transmisión.
  • Realizar una investigación más profunda sobre las causas de nuevos trastornos y desórdenes neurológicos para determinar si existe una relación causal con el virus zika y/u otros factores.
  • Incrementar las medidas para reducir la infección del zika, en particular entre las embarazadas y las mujeres en edad de procrear.

La declaratoria de la OMS ha hecho que el miedo fluya rápidamente, generando reacciones como la recomendación que los gobiernos de Colombia, Jamaica, Honduras, Ecuador y El Salvador hicieron a sus ciudadanas para que no quedarán embarazadas, en el caso de El Salvador hasta el 2018, aplicando de facto unacuarentena generacional en el  país.

Ante esto, el doctor Fernando Althabe, uno de los 18 expertos que forman parte del Comité de Emergencia de la OMS, ha señalado que estas son medidas apresuradas que “lo único que hacen es generar pánico y consecuencias potencialmente dañinas”.

Consecuencias como abortos clandestinos en varios de estos países.

Por su parte, la ONU ha invitado a los países afectados por el virus a poner a disposición de las mujeres métodos anticonceptivos y autorizar la interrupción de los embarazos, lo que en primera instancia supone una disminución en el crecimiento poblacional.

Asimismo, en los últimos días se han revelado nuevas formas de transmisión del virus.

Primero, las autoridades sanitarias de Dallas confirmaron el primer caso registrado transmitido por vía sexual y, días después, Brasil hizo lo propio al reportar un caso de contagio a través de una transfusión sanguínea de un donante que había estado infectado.

Por si esto fuera poco, el viernes 5 de febrero la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz), también brasileña, descubrió el virus del Zika en muestras de saliva y orina. Luego de este descubrimiento, Fiocruz estudiará la posibilidad de que el virus sea transmitido por vía oral.

En México, a la fecha se tienen registrados 37 casos, 34 infectados en el país y 3 en el extranjero. Y en Sinaloa ya se ha reportado el primer caso en una mujer de 50 años originaria de Los Mochis, la cual se reporta fuera de peligro.

Las autoridades estatales han descartado declarar alguna emergencia preventiva por el virus, al señalar que la alerta mundial de la OMS es más que nada una advertencia a las posibles complicaciones que aún no han sido comprobadas.

Al confirmar el primer caso, el secretario de Salud, Ernesto Echeverría, negó la posibilidad de una alerta a nivel estado mientras sólo se tengan sospechas de consecuencias de la enfermedad. “Todavía no tenemos el sustento o los fundamentos científicos de que realmente el virus esté ocasionando microcefalia”, dijo.

Mientras tanto el miedo sigue creciendo alentado por los constantes anuncios de organismos como la OMS y la OPS y los nuevos descubrimientos que las autoridades de salud divulgan día con día al mismo tiempo que dicen que “aun hace falta hacer más estudios”.

En espera de que esos estudios respondan a todas las dudas y temores, resulta imprescindible ponerle al Zika la máxima atención mundial, nacional y, por supuesto, en Sinaloa.

ruta_zika zika-INFO


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.