“Ahí viene Lupita, siempre con su boca roja” se escuchó esta mañana en Catedral

Compartir:

El llamado de la artista María Romero fue atendido por las culichis, que vestidas de blanco se dieron cita en el centro histórico de la ciudad para rendir un homenaje a Guadalupe Leyva Flores, la novia de Culiacán.

Alrededor de 23 mujeres de todas las edades se conglomeraron en la escalinata de Catedral en punto de las 10:00 am para marchar unidas por el pasado y por el presente. El homenaje de Lupita es un grito desesperado que busca preservar  la historia de Culiacán a través de sus personajes populares, pero también es un llamado de alerta que busca equidad y empoderamiento femenino.

La fiesta comenzó con el espectáculo musical que preparó Orenda Gerardo con piezas simbólicas de la música regional mexicana. Todas dedicadas a la homenajeada Guadalupe Leyva Flores. Un momento muy emotivo se vivió cuando los transeúntes se sumaron al festejo para entonar el tema “La llorona” que hiciera famoso la cantautora Chavela Vargas, en honor a Lupita. Posteriormente María Romero organizadora del evento tomó el micrófono para agradecer la participación del fotógrafo Roberto Beltrán en la pasada edición del festival y apara agradecer a quienes atendieron el llamado al performance.

LO DIJO:

“Este es un regalo para la ciudad, un regalo para todos, donde todos salgamos a la calle a divertirnos, a celebrar esta ciudad y a uno de sus personajes más entrañables, Guadalupe Leyva”.

– María Romero. Artista sinaloense.

Ataviadas todas de blanco conmocionaron al centro de la ciudad, apoderándose de las calles principales de Culiacán. Cautivando las miradas del tráfico que se dieron el lujo de detener con su desfile en la avenida Álvaro Obregón. Saludando a propios y a extraños que transitaban realizando compras, rumbo al trabajo, tomando el autobús… nadie dejaba de observarlas.

Convirtieron el pavimento de la calle Ángel Flores en una pasarela que se llenó de bordados muy elaborados, encajes y satín. Haciendo que los mayores sonrieran recordando la imagen de la novia de más famosa de Culiacán y colmando de dudas a quienes desconocían la figura de Guadalupe Leyva.

¿Por qué usan lentes? ¿de qué se trata esto? ¿estan locas o qué?.. murmuraban las niñas en la puerta de Parisina. Pero no se quedaban con la duda, las participantes de la marcha se detenían para explicar de manera rápida el motivo del festival y así continuar con su recorrido.

El mercado Garmendia, punto estratégico del Performance de la novia de Culiacán recibió a las casaderas con música de banda, para posteriormente realizar un recorrido por las instalaciones que hace más de 3 décadas vieron caminar a Guadalupe Leyva. Saludando a los locatarios, tomándose selfies con los clientes, bailando el sinaloense y cantando canciones típicas del género de banda, las novias le dieron vida a la leyenda provocando algarabía y emoción en el conjunto de establecimientos.

Para finalizar el recorrido nos llevó a la Plazuela Rosales y a  otras calles emblemáticas de la ciudad, que entre sonrisas y nostalgia sintieron de nuevo los pasos de Lupita “La novia de Culiacán”.

María Romero organizadora del evento manifestó sentirse satisfecha con el trabajo realizado esta edición así como su deseo de convertir este acto en un tradición que se arraigue en la cultura culiacanense.

Fotografía: Antonio Rubio.

¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: