Reflexión cinéfila | ¡Madre!: una historia fuerte, cruda y oscura

Reflexión cinéfila | ¡Madre!: una historia fuerte, cruda y oscura

Dentro del medio cinematográfico existen ideas que permiten conectar al espectador con el mensaje que pretende transmitir, por otro lado, tenemos películas como ‘¡Madre!’, que a pesar de ser oscura, perturbadora y cruel, en su narrativa deja grandes reflexiones para el público.

Así es, este miércoles corresponde hablar de la nueva cinta de Darren Aronofsky: Mother!, película que ha causado polémica y además ha dividido la crítica entre los medios y el público.

La sinopsis de la cinta es bastante simple: una pareja aparenta vivir felizmente en una casa, hasta que la llegada de ciertas personas cambia este panorama para convertir toda esa tranquilidad en caos.

Con las actuaciones de Jennifer Lawrence y Javier Bardem, se presenta un contexto lleno de misterio. Cada uno con sus personajes, permite conectar con eventos que resultan inquietantes, puesto que siempre está presente una atmósfera de incertidumbre por descubrir el origen del problema. Michelle Pfeiffer, junto a Ed Harris, centran los últimos detalles para definir de qué ira la problemática en la historia.

Haciendo mención de lo anterior, ¿cuáles son las razones que hacen de ¡Madre! una película única en su estilo? Para abordar esta respuesta, es necesario enfatizar en la perfección que hay detrás del guión. Aronofsky presenta una historia llena de metáforas, las cuales el público puede asignar el contexto que desee gracias a la dinámica que esta ofrece.

Dentro de lo que se menciona anteriormente, podemos identificar dos actos dentro de la película: en el primero somos partícipes de varias incógnitas, ocasionando en el público la tensión que pretende crear el director. En la segunda parte existe una fuerza brutal, a grado de perturbar al espectador debido a la crueldad en que ciertas referencias y escenas son manejadas.

Cabe hacer mención que la dinámica que Darren Aronofsky utiliza en Mother! va muy de la mano con referencias bíblicas; es aquí donde la mente del espectador puede llevar su imaginación e interpretar ciertos eventos. En palabras simples, ¡Madre! es una película cruda, oscura y bastante fuerte en cuanto al universo que existe para expresar sus mensajes.

Dentro de la gran cantidad de logros que identificamos también en la película, apreciamos el extra que otorga Jennifer Lawrence en su papel, pues podemos contemplar un escalón más, dando más fuerza y ubicarnos en su personaje.

No cabe duda que esta película llamará la atención del público por el sinfín de comentarios que abordan el contenido de la cinta. Este es un nuevo logro del director, pues arriesgarse a explorar temas complicados, generó la controversia que actualmente está presente.

Por la fuerza que maneja, ¡Madre! es una película que muchos terminarán aceptando su contenido. También habrá quienes la detesten por el contexto y la crueldad manejada en la historia.

En conclusión, Darren Aronofsky presenta un minucioso proyecto, el cual consideramos como uno de los mejores de este año.

Cinéfilo, ¿cuáles son tus impresiones acerca de la cinta?


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]