¡Eeeeeeh…! ¿Homofobia? | La Federación Mexicana de Futbol recibe nueva multa por polémico grito

¡Eeeeeeh…! ¿Homofobia? | La Federación Mexicana de Futbol recibe nueva multa por polémico grito

La FMF acaba de ser sancionada por décima ocasión con 10 mil francos suizos, equivalentes a 187 mil pesos, por la conducta homófoba de los aficionados en el marco del partido contra Panamá, el pasado 1 de septiembre en el estadio Azteca. El tema por el polémico grito y la multitud aferrada a él como una táctica para distraer al portero contrario, no han parado de sumar sanciones para el Tri rumbo al ‘Mundial Rusia 2018’.

De momento el organismo ya suma 2 millones 657 mil pesos de multa desde que se sancionó el comportamiento del público en el primer partido del proceso eliminatorio a Rusia, en la Ciudad de México ante El Salvador, en noviembre del 2015. Además, la FMF también recibió dos amonestaciones más debido a que la Selección Mexicana retrasó el saque inicial, ya sea en el primero o segundo tiempo o en ambos, durante los partidos contra Panamá y Costa Rica, lo que se traduce en 13 advertencias las que en 14 partidos suma el Tricolor, 10 de ellas de índole económicas.

Para el exárbitro Arturo Brizio, el grito no representa una manifestación de homofobia, sin embargo, representa una manifestación del público que encendidos por los ánimos en un estadio, intentan apoyar a su equipo con distractores de un elemento clave en la alineación del contrario, en este caso el portero. Incluso la postura de la FMF señala que no se trata de una manifestación de odio sino de una expresión de la cultura popular del mexicano aficionado.

Ariel Gelblung, un experto en temas de racismo y homofobia en el deporte, insiste en que la FMF no ha sabido restar las sanciones por esta práctica debido a que a pesar de las campañas contra el popular grito ¡eeeeeeh… puto!, no han reconocido que se trata de una costumbre homofóbica y la han excusado en el folclor y la algarabía del momento. Sin embargo, el especialista señala: “Si uno entiende que esto no es un problema, esto nunca va a cambiar y la postura de la Federación es que este no es un grito homofóbico, entonces ahí radica el problema”.

Es la actitud del público y ese aire de discriminación presente hasta en las más sinceras muestras de apoyo a los representantes mexicanos que buscan su lugar en la máxima justa del balonpié, son las que llaman la atención de especialistas que se han manifestado en pro y en contra de las sanciones a esta práctica, que pasó de ser una costumbre clásica de este deporte, a un factor negativo que le está costando varios millones de pesos a la organización mexicana que dirige el futbol en el país.

 


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]