‘Que agarren defensas’ | ¿En realidad es bueno que los niños pequeños se ensucien?

‘Que agarren defensas’ | ¿En realidad es bueno que los niños pequeños se ensucien?

Entre las nuevas costumbres de sobreprotección, uno de los consejos más entrañables de las personas mayores está siendo evadido por la creencia de que los lugares sucios podrían afectar la salud de los niños pequeños. Eso de que los menores “agarran defensas” cuando juegan en la tierra, no es solo un simple consejo popular, sino que tiene una explicación científica que probablemente haga que dejes de ignorar los consejos de la abuela.

Es necesario que exista un contacto temprano y oportuno con los microorganismos de lugares sucios para que nuestro sistema inmune tenga las proporciones correctas de linfocitos defensores y aprenda a autorregularse. De lo contrario, la superpoblación de células especializadas en defendernos de agresiones externas puede hacer que nuestro organismo sea demasiado sensible y tienda a reacciones exageradas frente a sustancias y microbios nada agresivos.

Muchos inmunólogos detallan que los microorganismos con los que los seres humanos han venido evolucionando al vivir en contacto con la naturaleza asumieron el papel de activar mecanismos regulatorios que permiten que las defensas actúen como es debido. Si son eliminados, el sistema inmunológico se descontrola.

Si eres de esos padres que cuida demasiado la higiene de tus hijos debes tener en mente que la sobreprotección es quizás una forma de exponer a tus hijos a agresivas respuestas de defensa ante las más simples bacterias o virus. Otro consejo que dan algunos especialistas es que de vez en cuando dejes que los pequeños se lleven a la boca la comida que se les ha caído al piso, incluso puede limpiar estos alimentos sucios con un buen chupetazo, ya que compartir saliva de adulto con los pequeños podría prevenir casos de asma o dermatitis.

 


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]