¿Problemas para evacuar? | Al ‘hacer del 2’ no importa cuánto, sino cómo

¿Problemas para evacuar? | Al ‘hacer del 2’ no importa cuánto, sino cómo

Compartir:

El tema de las evacuaciones de desechos propios del proceso digestivo es quizás uno de los más vergonzosos y difíciles de tratar. Sin embargo, el final de este proceso es un importante elemento para reconocer cómo anda nuestro aparato digestivo y qué medidas debemos tomar para regularizar el proceso de evacuación de excremento.

No existe un número concreto o adecuado para que las personas defequen, cada ser humano ajusta su organismo para realizar este proceso de evacuación. De hecho, es sumamente interesante cómo funcionan de manera muy diferente los aparatos digestivos de las personas, en algunos casos el final de la digestión puede efectuar de 1 a 3 veces por día y en otros más aislados de 3 a 6 veces por semana.

Por lo regular las personas atienden prudentemente los casos de diarrea, mientras que ignoran o dejan pasar los estreñimientos, sin importar lo dolorosas o incómodas que puedan volver sus rutinas.Desviarse de manera significativa del patrón al que hemos ajustado a nuestro aparato digestivo puede ser un indicador importante para reconocer que existe un problema con el mismo. En este proceso de expulsión de deshechos intervienen diversos factores como la edad, la ingesta de líquidos o de alimento, el estrés, la actividad física y la exposición a diferentes tipos de medicamentos.

  • No beber suficientes líquidos, agua esencialmente puede malformar los desechos del proceso de digestión, volviéndolos duros y difíciles de expulsar, ocasionando estreñimiento.
  • El estreñimiento está ligado de manera importante a la edad, ya que al envejecer los intestinos vuelven lenta su dinámica. Por lo que es recomendable ir ajustando la dieta a medida que nuestra edad aumenta.
  • Aunque no lo parezca, el ejercicio es de suma importancia para la digestión, salir a caminar o correr puede beneficiar simbólicamente a quienes tienen problemas para evacuar.
  • Incluir alimentos ricos en fibra a la dieta diaria agilizarán y optimizarán el final de la digestión.

Ir al baño a “hacer del 2” no debe ser doloroso.Tener desechos suaves y de un color marrón típico es una señal importante de que nuestro organismo está funcionando de manera adecuada. Ser víctimas del estreñimiento es un mensaje de nuestro cuerpo de que algo anda mal y quizás se trate de un problema que rebase al sistema digestivo y esté relacionado con otros sistemas que pudieran ver afectada la salud de manera catastrófica.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: