Tema de la semana | El SAT y las finanzas de Quirino Ordaz, ¿le alcanzarán en 2018?

Tema de la semana | El SAT y las finanzas de Quirino Ordaz, ¿le alcanzarán en 2018?

La disciplina en el gasto, la ampliación de la base de contribuyentes y la no contratación de deuda seguirán siendo las pautas del desempeño de las finanzas públicas estatales en 2018, después del año que termina con marcadas restricciones presupuestales y con un alto costo político derivado de que algunos impuestos aumentaron y creció también la inconformidad de quienes los pagan.

El secretario de Administración y Finanzas, Carlos Ortega Carricarte, empuja la creación del Sistema de Administración Tributaria del Estado de Sinaloa bajo la realidad probada de que ya no se le puede echar más carga fiscal a los mismos de siempre.

Ese parece ser ritmo al que se moverá el gobierno de Quirino Ordaz Coppel, al que en materia financiera y administrativa le tocó “bailar con la más fea”. Sin embargo, la interrogante es si el mandatario y Ortega Carricarte han entendido que la sociedad se resiste a pagar más impuestos porque no confía en el destino y uso de estos.

En fechas recientes, con el desafortunado intento de triplicar el cobro por refrendo vehicular para subsanar la pérdida que significará para las arcas públicas la eliminación definitiva del impuesto a la tenencia de automotores, el Gobierno sintió el hartazgo de los sujetos al fisco. Parece ser que sí, porque se preocupó y ocupó.

El año que termina deja bastantes moralejas en cuanto al manejo responsable del erario. Con el presupuesto estatal de 47 mil millones de pesos ejercido en Sinaloa durante 2017 se privilegió lo urgente, pero no solo eso sino que se hizo frente a compromisos gravosos tales como los pasivos con Hacienda federal, aparte de los ajustes derivados de las limitantes de recursos federales que golpearon económicamente al estado.

Para 2018, con una Ley de Ingresos y Presupuesto de Egresos ligeramente mayor, por el orden de los 51 mil millones de pesos, el margen de maniobra en la aplicación de los recursos públicos seguirá siendo reducido, mientras el entorno nacional presentará complicaciones de orden económico, político y social.

Solo a través de la implementación de 5 principios básicos Sinaloa podrá convertir el déficit presupuestal en oportunidades de desarrollo equitativo. Estos son:

  1. Eficiencia recaudatoria. El SAT estatal constituye un excelente instrumento para abrir el espectro contribucionista hacia importantes sectores que desde la economía informal o la evasión deben aportar para aligerarles la carga a los contribuyentes cautivos.
  2. Finanzas sanas. Planear y ejecutar el gasto con base a recurso público que se dispone, con el equilibrio de sustentar peso a peso lo que se invierte y hacerlo de manera transparente, fortalece la robustez del Gobierno y en consecuencia la estabilidad de las instituciones.
  3. Confianza. El que paga impuestos necesita sentir que estos se regresan en mejor calidad de vida y no se dilapidan en cuestiones que le son ajenas al desarrollo humano.
  4. Honestidad. Al sostener la mano firme en el combate contra quienes hacer mal uso del dinero público se procede a difuminar la idea de que se contribuye para el disfrute de la casta de políticos corruptos.
  5. Austeridad. El Gobierno, en su función de administrador y no de beneficiario del dinero que recibe vía impuestos, debe asumir siempre criterios de racionalidad, tal como si estuviera permanentemente en tiempos de recesión económica. Los lujos y excentricidades de parte de funcionarios públicos son inhibidores naturales de la credibilidad.

Desde el inicio del gobierno de Quirino Ordaz Coppel se dejó ver, con el aumento al impuesto sobre nómina, que del 2% pasó al 3%, que la política financiera sufriría un giro radical a consecuencia de que el erario recibido en quiebra era incapaz de resistir mayor presión e irresponsabilidad.

Para 2018 empiezan a clarificarse las piezas que se moverán en el ajedrez de las finanzas públicas, con movimientos complicados que requieren destreza, voluntad, sensibilidad e inteligencia. Por eso las interrogaciones. ¿Ganará la partida el gobernador Ordaz Coppel? ¿Le alcanzará con las medidas proyectadas?


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]