Lo dice la ciencia | La lactancia materna reduce el riesgo de padecer diabetes tipo 2

Lo dice la ciencia | La lactancia materna reduce el riesgo de padecer diabetes tipo 2

Compartir:

Aunque está comprobado que la leche materna es un elemento fundamental para el desarrollo físico e intelectual de los bebés, un estudio reciente comprobó que la lactancia materna también es de gran ayuda para la salud de las madres que realizan esta actividad con frecuencia.

Lejos del tabú que se ha generado en las grandes ciudades sobre si se debe o no amamantar en público, el riguroso estudio realizado por JAMA Internal Medicine, ha revelado que esta práctica no solo ayuda a los recién nacidos sino que también beneficia la salud de la madre y la protege de padecer complejas enfermedades.

El proyecto de la especialista, Erica P. Gunderson, planteó escenarios en los que las mujeres que amamantaron durante seis meses o más a sus bebés, los resultados fueron sumamente favorables para la hipótesis que el equipo había generado: la madres que amamantaron durante estos periodos tuvieron una reducción aproximada del 47% en el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, en cambio, las mujeres que amamantaron durante un periodo menor, tuvieron una reducción del 25% en el riesgo de padecer diabetes.

Este beneficio se suma a una vasta lista de propiedades benéficas de la lactancia materna, como la reducción del riesgo de una madre de desarrollar cáncer de mama y de ovario.

 

LO DIJO:

“Este nuevo estudio que muestra que las madres que amamantan durante meses después del parto pueden reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 hasta la mitad a medida que envejecen. Esta es otra razón por la que los médicos, las enfermeras y los hospitales, así como los responsables de la formulación de políticas deberían apoyar a las mujeres y sus familias a amamantar el mayor tiempo posible”.

—Erica P. Gunderson. Directora de la investigación.

Luego de otro riguroso proceso de análisis se detectó que la incidencia de diabetes disminuyó de manera simultanea a medida que aumentaba la duración de la lactancia, independientemente de la procedencia de las mujeres, la diabetes gestacional, conductas de estilo de vida, tamaño corporal y otros factores de riesgo metabólicos medidos antes del embarazo.

 


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: