Efecto ESPEJO | El “colchonazo” y la ingenua compra de Sedesol Sinaloa

Efecto ESPEJO | El “colchonazo” y la ingenua compra de Sedesol Sinaloa

Compartir:

Por fortuna la sociedad sinaloense aprendió a denunciar y con la exigencia de que el gobierno haga las cosas bien se atrevió a evidenciar el fraude de los colchones defectuosos entregados a damnificados de la depresión tropical 19-E, caso que corrobora el débil carácter de las instancias públicas que primero compran y luego investigan la calidad de las mercancías adquiridas.

Cualquier cliente tradicional se cerciora de que el producto a comprar reúna ciertos requisitos de satisfacción de la necesidad a cubrir, sin embargo, la Secretaría de Desarrollo Social alega que fue timada por un particular al que le encargaron dos mil colchones y les entregó 1,197 en estado deplorable, situación que enojó y movilizó a los beneficiados.

De ser real la historia oficial, a reserva de que la Fiscalía General de Sinaloa la confirme, de cualquier forma los hechos configuran negligencia gubernamental al resultar violentados procedimientos administrativos que establecen que las adquisiciones que se realicen con recursos públicos han de verificar buen precio, calidad y capacidad de abastecimiento de parte del proveedor.

Además, el hecho de ocultar con inusual empeño la información sobre quién es el vendedor responsable, el precio pagado y la posible implicación de funcionarios, le pone alas a la hipótesis ciudadana de que en tal operación fraudulenta la corrupción tuvo un peso específico y la impunidad sería el colchón que amortigüe el impacto de la ley contra los implicados.

El Efecto ESPEJO es parte de nuestro boletín de noticias. Suscríbete y recibe los hechos más relevantes de Culiacán, Sinaloa y el mundo directo a tu correo electrónico.



¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: