90 aniversario | El PRI en la era cero

90 aniversario | El PRI en la era cero

Compartir:

Ya se ha visto que Jesús Valdés sabe sonreír desde el escombro. La estocada por la alcaldía de Culiacán y el casi inmediato nombramiento como secretario de Agricultura dan cuenta de ello.

En la antesala de los 90 años del PRI, el líder de este partido en Sinaloa busca imprimir firmeza en sus palabras.

“El PRI está vivo… Tiene mucho futuro; va a seguir dando la batalla… Vamos a empezar de cero nuevamente para que nos demos cuenta que aquí en Sinaloa el PRI es fuerte, el PRI está de pie y sobre todo el PRI es el más grande…”, se engalla este ingeniero agrónomo de Aguaruto.

Seis frases

Sus frases hacen referencia al “linchamiento” ciudadano del 2 de julio pasado. A la arrastrada que Morena les puso en las urnas, reduciendo al tricolor a una oposición simbólica, mermada, nimia.

El PRI está vivo, dice, como si alguien alguna vez lo hubiera dado por muerto.

El PRI tiene mucho futuro, resalta, aunque hay futuros inciertos, oscuros, irremediables.

El PRI va a seguir dando la batalla, asegura, pero con ocho de 40 diputados en el Congreso local, la cosa se ve complicada. En la legislatura anterior tenían 21. Eran mayoría.

“Son pocos diputados priistas pero con eso le damos batería a todo el estado”, señala, efusivo.

Dará la pelea con ocho de 18 presidentes municipales, unos cuantos legisladores federales y uno de tres senadores.

La batalla podría ser agónica, si no es que pírrica.

El PRI es fuerte, añade, aunque hasta los rusos perdieron una guerra “regalada” en Afganistán.

El PRI está de pie, dice, pero hay púgiles a los que aún saltando sobre puntas les paran la pelea.

El PRI es grande, concluye. ¿Qué tanto? Porque para una larva el hipocampo es enorme.

63 Legislatura: Números al revés

En la 62 legislatura el PRI era mayoría. Tenía 21 diputados locales.

Hasta el año pasado tenía en su poder 15 presidencias municipales, incluidas Culiacán, Ahome y Mazatlán, hoy en manos de Morena.

Tenía la mayoría de las diputaciones federales y dos senadores.

Hoy el mundo es al revés.

Las cuatro sacudidas

Jesús Valdés Palazuelos tenía 15 años cuando mataron a Colosio, 21 cuando Fox les echó el caballo y sacó a patadas al PRI de Los Pinos, 31 cuando Malova les puso una tunda y, oficialmente, el PRI perdió por primera vez la gubernatura de Sinaloa; tenía 39 cuando Andrés Manuel López Obrador los mandó al despeñadero.

Cuatro sacudidas de las más significativas, de las más hirientes.

Cuatro mazazos.

Cuatro heridas.

Cuatro cicatrices.

Priistas 24-7

Y eso que los priistas son 24-siete, como el mismo Valdés los define.

Pero lo dice para animar la resurrección, para embravecer a sus huestes.

Porque, ahora, en el 2019, el PRI inicia de cero.

“Hoy hacemos un llamado a todos los sectores a reconstruir a nuestras organizaciones del partido. Vamos yendo a cada uno de los municipios, vamos buscando en las colonias y ejidos a nuestros representantes”.

Aclara que sabe lo que los priistas sinaloenses realizan para resurgir como partido. Son todos bienvenidos, añade, “a esta nueva era del PRI, la era del trabajo, la era de la reconstrucción”.

Nueve vueltas, 90 años

Después de poco más de siete meses, Jesús Valdés parece haberle dado la vuelta a la página de la tragedia reciente de su instituto político, del que ha vivido sus últimos 15 años.

En la etapa de reconstrucción, presume que va por la novena vuelta recorriendo el estado en sus dos meses como presidente del PRI en la entidad.

Además, resalta, que esta semana del 90 aniversario, el PRI Sinaloa iniciará la afiliación de ciudadanos.

Partirán de cero.

“Vamos a iniciar de cero para tener un padrón de militantes y simpatizantes que nos permita procesos internos garantizados y que sean estos los que definan el rumbo del PRI”.

2021 ya empezó

Alfredo Valenzuela respalda las palabras de su líder partidista. Recientemente nombrado com presidente de la Red Jóvenes por México señala “nosotros no vamos a permitir que nos juzguen por una historia que no nos tocó escribir…”

Sin embargo, el pasado lo delata. En 2013 fungió como regidor del Ayuntamiento de Culiacán, en lugar de Óscar Valdez. Y en 2016, el mismo Jesús Valdés Palazuelos, cuando era alcalde, lo nombró titular del Instituto Municipal de la Juventud (Imju).

Alguna parte le habrá tocado escribir de esa historia de la que hoy reniega.

“Los cuadros juveniles serán la próxima expresión del partido. El 2021 ya viene, ya empezó… Vamos a trabajar para que volvamos a tener todos los puestos de elección popular de Sinaloa…”

La era ‘cero’

Jesús Valdés cuenta que hace 20 años fue nombrado subsecretario de Vinculación Estudiantil del Frente Juvenil Revolucionario Culiacán. Que eso y nada eran casi lo mismo.

Y Valdés vuelve a hacerlo, una y otra y otra vez. A sonreír.

Es el ingeniero agrónomo de Aguaruto. El ingeniero agónico del 2018.

El PRI está de pie, repite. Y hay muchos que le creen.

Noventa años, y habrá quien piense que son suficientes.

Este es el PRI, que se mueve en su era cero.

Noventa años y empezar de nada.

Del escombro. Entre el escombro.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: