Donde hay presupuesto sustancioso ahí están las ‘Empresas Fantasma’: Luis Pérez de Acha

Donde hay presupuesto sustancioso ahí están las ‘Empresas Fantasma’: Luis Pérez de Acha

Compartir:

En México las llamadas Empresas Fantasma configuran cárteles de la corrupción que operan como la delincuencia organizada, indicó Luis Pérez de Acha. 

“Donde hay presupuesto sustancioso ahí están las Empresas Fantasma”, fue una de las contundentes frases con las que el experto en Derecho Constitucional, Fiscal y Administrativo, Luis Pérez de Acha inició su conferencia, Empresas Fantasma, Cárteles de la Corrupción.

Con un Centro Sinaloa de las Artes ‘Centenario’ lleno, Pérez de Acha dio cátedra sobre las formas en que opera este sistema de orrupción y desvío de recursos, que tan solo del 2014 al 2018 facturaron 2 billones de pesos ante el Servicio de Administración Tributaria.

“La principal utilidad hoy por hoy de las empresas fantasma es lavar dinero, es una maravilla, es fabuloso, porque es muy fácil, muy práctico. Puedes emitir 200 facturas en 5 segundos”, explicó al respecto.

Asimismo, señaló algunas de las modalidades bajo las que operan estas empresas, entre las cuales destacó el que cuentan con un domicilio fiscal inexistente, desaparecen con facilidad y realizan operaciones inexistentes o simuladas. “Se trata de empresas que simulan operaciones”, añadió.

Se combate o se combate

Por otro lado, de Aca explicó que dentro de estos ‘cárteles de la corrupción’ están metidos propios y extraños, refiriendose tanto a burócratas, funcionarios públicos y personas que ofrecen servicios profesionales, por lo que no es raro que las autoridades sean reacias a combatir de lleno este problema.

“En el sexenio pasado quienes operaban las empresas factureras en todo el país eran gentes allegadas a la unidad de inteligencia financiera y al SAT. Entonces, ¿quién va a querer pegarle la patada al pesebre?”, cuestionó.

Sin embargo, también señaló que a nivel de finanzas públicas este se ha convertido en un problema de dimensiones alarmantes, donde las autoridades de todos los niveles tendrán que combatirlo ‘si o si’.

“El tema ya en finanzas públicas es o se combate o se combate, no hay opción. Los gobiernos de tres niveles no tienen dinero, la austeridad republicana es derivada de la falta de recursos”, advirtió.

Se modernizan

Otro ángulo de esta situación es que, luego de haber existido desde alrededor de los añoss 80’s y haber ‘agarrado vuelo’ durante los últimos años, las empresas fantasma han empezado a sotisficarse mediante acciones como el preparar expedientes completos para justificar la materialidad y domicilios fiscales correspondientes al nivel económico de la empresa.

“Por eso el SAT está dando escopetazos, como tsunami, y a todos les desconoce la materialidad de las operaciones”, explicó.

Amor al dinero público

Por último, el abogado señaló que al irse reduciendo el margen de acción de las empresas fantasma, estas se han movido hacia las contrataciones públicas porque “ahí no es aplicable el artículo 69-B del código fiscal de la federación, el cual concentra las listas negras de este tipo de empresas.

Ante esta situación el CPC, dijo, busca promover el artículo 32-b, que dice que la administración pública no podrá celebrar contratos con empresas que no paguen impuestos.

Ve la transmisión del evento completa:


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: