Nosotros, las víctimas | El análisis de Óscar Fidel González Mendívil

Nosotros, las víctimas | El análisis de Óscar Fidel González Mendívil

Compartir:

Ayer nos supimos víctimas todos. El golpe lo recibimos juntos, en comunidad, y nos provocó temor, incertidumbre, rabia, miedo, desesperanza. Es verdad que la mayoría no fuimos afectados en lo individual de manera directa, pero todos nos enteramos de las balaceras, los muertos y los carros robados, incendiados, abandonados como obstáculos en las calles.

La seguridad, el derecho a vivir tranquilos, se disfruta en lo colectivo y se reclama en lo colectivo. ¿Cuántas marchas por el asesinato de inocentes nos advirtieron que las cosas estaban mal? ¿Cuántas desapariciones forzadas y fosas clandestinas eran la señal de que habíamos llegado a formas inauditas de violencia? ¿Cuántos feminicidios atestiguamos sin inmutarnos?

Y ayer el monstruo mostró sus dientes. Dolidos por la detención de un mafioso tomaron la calle para prodigar violencia, el único verbo de su lenguaje. Salieron a doblegar, a intimidar, a amenazar, a imponer por la fuerza su voluntad como están acostumbrados. El intento por tomar nuestra ciudad de rehén tuvo éxito. ¿Y la siguiente vez hasta dónde llegarán?

A todos nos tomó por sorpresa. Tanto la acción de la autoridad como la reacción de los delincuentes fueron inesperadas. Unos y otros nos victimizaron a todos. Los pactos de corrupción e impunidad se pusieron a prueba, ahora los efectos los sufriremos quienes nos quedamos aquí.

Los operadores de las acciones de ayer regresarán a sus cuarteles insatisfechos, mientras que quienes la planearon demostraron que la ciudad y sus habitantes fuimos poco menos que daño colateral. El desbordamiento de la cloaca criminal dejó en claro que ellos imponen el ritmo, las condiciones y las cifras delictivas, los ciudadanos, de la sociedad y del gobierno, ponemos las personas sacrificadas, padecemos el miedo, sufrimos los daños.

Ayer nos supimos víctimas, hoy lo seguimos siendo.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: