Reflexión cinéfila | Fleabag: ¿Qué más podría salir mal?

Reflexión cinéfila | Fleabag: ¿Qué más podría salir mal?

Compartir:

Ganadora de seis premios Emmy, incluyendo Mejor Serie de Comedia, Fleabag es una de las grandes sorpresas que nos ha dejado este año. Si bien contamos con el antecedente de una exitosa primera temporada, la esencia de la serie creada y protagonizada por Phoebe Waller-Bridge presenta un nuevo nivel respecto a la historia, convirtiéndola en una serie única dentro del género.

Inmersos en las buenas impresiones que la serie británica ha dejado, ¿de qué trata Fleabag? El personaje de Phoebe Waller-Bridge se ve inmerso en varias situaciones llevándola a afrontar, entre errores, algunos de los eventos que han marcado su vida: inestabilidad emocional, duelo, discusiones familiares y el claro ejemplo de la soledad.

Entre fallidas relaciones, diferencias con su familia, un negocio que va en picada, llevan al personaje a tomar las decisiones no más acertadas, lo anterior para sobrellevar estas situaciones; sin embargo, el rango que maneja Fleabag permite giros inesperados para los personajes resaltando el tono humano, no muy distante a la realidad.

Una de las virtudes de Fleabag es que el espectador podrá enfatizar entre un sinfín de situaciones para conectar mejor con la historia, entre el tono cómico e incluso el lado sutil de drama que podríamos identificar a lo largo de los doce episodios que conforman la serie.

Llevando a cabo un comparativo sobre lo que apreciamos en ambas temporadas, el espectador puede hacer un equilibrio entre la magnitud de los eventos que giran en torno a los personajes, haciendo mención que la inversión entre la segunda temporada da un cierre nostálgico y poético a circunstancias más relevantes respecto a la historia.

Fleabag maneja discursos que podemos considerar como uno de los detalles más relevantes dentro de este proyecto, permitiéndonos definir realmente cual es el propósito del guión.

Desde el primer episodio se crea una interacción entre el personaje principal y el espectador, considerando que realmente somos partícipes de la historia. Con una producción que sabe aprovechar cada uno de sus recursos, grandes actuaciones y el equilibrio entre lo cómico hacen que Fleabag cumpla con cada una de las expectativas.

Este día en ESPEJO la recomendación de la semana se centra en Fleabag, uno de los mejores programas que podremos ver en este año gracias a su tono característico y la gran Phoebe Waller-Bridge llevando a flote situaciones que afirman esas situaciones a las cuales no somos ajenos.

Una gran serie que no se pueden perder.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]

Compartir: