Olor a corrupción | Los reformistas de la UAS ven pugnas políticas sobre falta de pagos

Olor a corrupción | Los reformistas de la UAS ven pugnas políticas sobre falta de pagos

Al llegar la quincena, se anunció que no habría pago, lo que provocó también manifestaciones internas que trascendieron en el Congreso local, donde diputados como Victoria Sánchez, presidenta de la Comisión de Hacienda, indicaron que sí hay recursos, pero que no han sido esparcidos.

Un grupo de reformistas de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) abrió una nueva discusión en torno a la falta de pagos: ¿problema desde la Federación, lucha política o posible corrupción?

Marco Medrano, integrante del grupo de Jubilados de la UAS, dijo que observando las expresiones que provienen desde Gobierno Federal, hay indicios de una posible confrontación política, que surge a partir de la exigencia de rendición de cuentas a las universidades públicas.
“Nosotros entendemos por las expresiones de la Mañanera, donde el Presidente de la República ha dicho que lo que se requiere es que las desviaciones, los excesos, las malas administraciones se corrijan, incluso los malos salarios se les dé una revisada”, recordó.

“…Con esto se pretende crear una cortina de humo ante una realidad que sí existe y que es necesario, que es una revisión del Estado a todos los componentes, se requiere una transparencia que no se está dispuesto a dar”.

El problema de la falta de pagos se estableció por la Rectoría desde los primeros días de este año, con una serie de expresiones sobre déficit de recursos económicos de parte de la Universidad.

Sin embargo, el discurso se fue agravando hasta llegar a la fecha de pago quincenal, y fue entonces cuando docentes, personal administrativo y el mismo Rector Juan Eulogio Guerra Liera salieron a las calles con volantes para exigir que Gobierno Federal cumpliera con las ministraciones correspondientes.

Al llegar la quincena, se anunció que no habría pago, lo que provocó también manifestaciones internas que trascendieron en el Congreso local, donde diputados como Victoria Sánchez, presidenta de la Comisión de Hacienda, indicaron que sí hay recursos, pero que no han sido esparcidos.

Medrano dijo que se prevén tres escenarios en los que podría estarse incurriendo en el problema de la universidad:

  1. Es una medida de presión del Gobierno federal para afectar los derechos de los trabajadores,
  2. Un acto de simulación desde Rectoría que no ha informado de forma clara
  3. Posible confrontación política de partidos

Francisco Morales, Académico de la UAS y promovente de una las iniciativas de reforma a la Ley Orgánica, dijo que se debe estar atentos a las disputas políticas, debido a que en el pasado ya se cuenta con antecedentes que han afectado a los trabajadores.

Recordó que en el rectorado de David Moreno Lizárraga se hizo homologación, con Rubén Rocha Moya se perdieron los tiempos completos, con Héctor Melesio Cuén Ojeda se perdió el derecho de elección democrática general de directores y rectores, y que con Juan Eulogio Guerra Liera se perdió la jubilación dinámica.

Morales señaló que hay cuatro planteamientos específicos que deben analizarse por la comunidad universitaria:

  1. Derechos contractuales sin negociación
  2. Transparencia de parte de Rectoría sobre el manejo de recursos y firma de convenios
  3. Reforma a la Ley Orgánica
  4. Renuncia del Rector

“Frente a todo este escenario planteamos que ante todo este escenario la única forma es la reforma a la Ley Orgánica de la Universidad, para desmontar una estructura que no sabe administrar”, dijo.

“Tienen 16 años ahí y durante esos 16 años es permanente este jineteo, el manejo discrecional el manejo de los trabajadores, en ese sentido, si no tienen la capacidad administrativa de resolver los problemas, pedimos la renuncia del señor Rector”.


¿Tienes una denuncia? | Hazla en ESPEJO:

Si cuentas con fotografías o videos de interés público, compártelos con nuestros lectores. Envíalos al correo electrónico: [email protected]