Transparencia

¿Cómo vamos? | México es el país latinoamericano donde se realizan más sobornos

Latinoamérica es quizás la región del mundo caracterizada por ser cálida y fraterna, tanto entre sus pobladores como para quienes tienen la oportunidad de visitar cualquier país de esta región. Sin embargo, otro factor que distingue a la comunidad hispana del continente americano es su gusto por los sobornos. Un estudio realizado por Transparencia Internacional […]

Latinoamérica es quizás la región del mundo caracterizada por ser cálida y fraterna, tanto entre sus pobladores como para quienes tienen la oportunidad de visitar cualquier país de esta región. Sin embargo, otro factor que distingue a la comunidad hispana del continente americano es su gusto por los sobornos. Un estudio realizado por Transparencia Internacional detalla que al menos uno de cada tres latinoamericanos pagó sobornos en servicios básicos en el último año.

A través de un informe titulado Las personas y la corrupción: América Latina y el Caribe, resultado de una extensa entrevista a más de 22 mil personas en 20 países de la región sobre el tema de los sobornos y la percepción generalizada del mismo. El resultado no es muy sorprendente ya que devela que estas prácticas están en aumento, que los gobiernos no las combaten de la manera más idónea y que casi un tercio de quienes las denuncian sufre represalias.

Pero el dato más curioso de esta investigación es precisamente de interés para los mexicanos, ya que nuestro país es la nación donde más encuestados aseguran haber pagado sobornos en el periodo de estudio, con un 51% de los interrogados, seguido por República Dominicana con 46%, Perú con 39%, Venezuela y Panamá con 38% cada uno. El 53% de los encuestados sostiene que su gobierno está haciendo las cosas mal en la lucha contra la corrupción, mientras que un 35% cree que sus representantes avanzan en la dirección correcta.

Entre los servicios que más presentan este tipo de problemáticas y conflictos relacionados al soborno son los hospitales públicos, seguido de cerca por la educación pública, las oficinas de documentos de identidad, la policía, los servicios públicos de agua y electricidad y los tribunales.

Los resultados también revelan que el importante factor de las clases sociales no crea un diferencia en la encuentra, ya que tanto pobres como ricos aseguran haber estado en un situación que los obligó a aceptar o recibir sobornos en los últimos 12 meses. El documento también ha puesto de manifiesto la poca confianza que tiene el pueblo latinoamericano en sus gobernantes y casi nulo soporte de las iniciativas privadas para contrarrestar este tipo de abusos.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo