Transparencia

La UAS pagó 10 MDP por eventos… ajenos a los universitarios

Esas contrataciones provocaron el pliego de observaciones 2018-4-99008-19-0156-06-001,que se estableció en la revisión de la auditoría al fondo “Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales”.

En 2018, la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) pagó por la realización de eventos hasta 10 millones 104 mil 394.81 pesos, pero ninguno de esos era para los universitarios.

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) encontró que hubo operaciones bajo el rubro “prestación de servicios de eventos completos”, pero no se presentó la documentación para justificar el pago, como tampoco para acreditar la ejecución y recepción de los servicios contratados.

Esas contrataciones provocaron el pliego de observaciones 2018-4-99008-19-0156-06-001, que se estableció en la revisión de la auditoría al fondo “Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales”.

“La Universidad Autónoma de Sinaloa, en el transcurso de la auditoría y con motivo de la intervención de la ASF, proporcionó la documentación que justifica el pago y acredita la ejecución y recepción de los servicios”, se indica en la auditoría.

“Asimismo, el Órgano Interno de Control de la Universidad Autónoma de Sinaloa inició el procedimiento para determinar posibles responsabilidades administrativas de servidores públicos y, para tales efectos, integró el expediente núm. UAS/CG-006/2019; sin embargo, la documentación proporcionada no acredita el tipo de eventos que se realizaron, el campus o área beneficiada de la universidad ni se presentó la documentación que acredite que los eventos cumplieron con los objetivos del programa, por lo que persiste lo observado”.

La ASF ordenó en esa misma auditoría que la Universidad sea fiscalizada por el Servicio de Administración Tributaria (SAT), después de que ese mismo año no cumplió con obligaciones de comprobación de pago de impuestos.

Sin embargo, las observaciones sobre el gasto tuvieron otras vertientes, como la realización de eventos ajenos a los universitarios.

La Auditoría estableció que los documentos que acreditaron pago no describieron situaciones en beneficio de estudiantes, maestros o administrativos de la UAS, y tampoco cumplieron con objetivos de programas universitarios.

Partiendo de esa premisa, la ASF inició el pliego de observaciones, señalando un probable daño al erario y a la hacienda pública federal que deberá ser resuelta por la UAS.

“Se presume un probable daño o perjuicio, o ambos, a la Hacienda Pública Federal por un monto de 10,104,394.81 pesos (diez millones ciento cuatro mil trescientos noventa y cuatro pesos 81/100 M.N.), más los rendimientos financieros generados desde su disposición hasta su reintegro a la TESOFE, por el pago con recursos del programa Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales por concepto de ‘prestación de servicios de eventos completos’”, se indicó.

“De los que no se presentó la documentación que acredite el tipo de eventos que se realizaron, el campus o área beneficiada de la universidad ni la que acredite que los eventos cumplieron con los objetivos del programa”.

Lee más:

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas