País

Esto dice la ‘Guía de Manejo de Cadáveres por COVID-19 en México’

Los velorios deben durar menos de 4 horas, con asistencia de menos de 20 personas y féretro debe permanecer cerrado.

“No hay evidencia hasta la fecha, de que exista riesgo de infección a partir de cadáveres de personas fallecidas por COVID-19, sin embargo, puede considerarse que estos cadáveres podrían suponer un riesgo de infección para las personas que entren en contacto directo con ellos”.

Así reza la Guía de Manejo de Cadáveres por COVID-19 (SARS-COV-2) en México, que recomienda que los cuerpos deben ser manejados según lo establecido en el Reglamento de la Ley General de Salud en Materia de Control Sanitario de la Disposición de Órganos, Tejidos y Cadáveres de Seres Humanos y las Normas Oficiales Mexicanas relacionadas.

Así se trasladan los cadáveres por coronavirus en Ciudad Juárez FOTO: Rey R. Jauregui/La Verdad Juárez.

El documento indica que como parte de la sensibilidad al contexto cultural, es importante respetar la decisión de los familiares de ver el cuerpo si así lo solicitan, después de su extracción de la sala de aislamiento o área de urgencias.

El personal designado para estar en contacto con los deudos deberá explicar en términos sencillos la necesidad de no tocar ni besar el cuerpo bajo los conceptos de los mecanismos de transmisión de la enfermedad (contacto y gotas).

La guía establece que puede permitirse el acceso de los familiares y amigos, restringiéndolo a los más próximos y cercanos, quienes deberán de utilizar precauciones de contacto y gotas; se les dará la recomendación de no establecer contacto físico con el cadáver, ni con las superficies que pudieran estar contaminadas.

Al momento de la entrega del cadáver por parte del personal capacitado la familia debe contar ya con un plan de disposición del cuerpo y con los servicios funerarios contratados.

Así se trasladan los cadáveres por coronavirus en Ciudad Juárez FOTO: Rey R. Jauregui/La Verdad Juárez.

¿CREMACIÓN O ENTIERRO?

La disposición final del cadáver será lo más pronto posible, preferiblemente mediante cremación. Las cenizas pueden ser objeto de manipulación sin que supongan ningún riesgo.

De no ser posible la cremación se inhuma en sepultura o bóveda. Si el destino final es entierro este se da en las condiciones habituales.

El documento elaborado por autoridades de la Secretaría de Salud del gobierno federal señala que el ataúd debe ser debidamente desinfectado para que no represente ningún riesgo.

EMBELLECER EL CADÁVER

El personal de la funeraria y sus directivos también deben de seguir las recomendaciones de la Jornada de Sana Distancia. El cuerpo no debe ser maquillado.

“No se deben realizar actuaciones de limpieza ni intervenciones de tanatopraxia o tanatoestética sobre el cadáver, si no se puede garantizar el uso correcto de equipo de protección personal apropiado”.

Además no se deberá realizar embalsamamiento en caso de no contar con equipo de protección personal y capacitación sobre su uso adecuado.

Así se trasladan los cadáveres por coronavirus en Ciudad Juárez FOTO: Rey R. Jauregui/La Verdad Juárez.

VELORIO Y SANA DISTANCIA

Los deudos podrán recibir el pésame de los familiares y conocidos en su hogar siempre y cuando se encuentren asintomáticos y no involucren concentraciones de personas en áreas pequeñas.

Se recomienda asegurar la adecuada ventilación del área de recepción y se tomen en cuenta los lineamientos de la Jornada de Sana Distancia.

Asimismo deben evitarse rituales fúnebres que conlleven reuniones o aglomeraciones de personas en contacto con el cuerpo.

En caso de realizarse, se recomienda que el velorio dure menos de 4 horas, que el féretro esté cerrado y que haya menos de 20 personas siempre y cuando el espacio pueda asegurar una sana distancia.

Así se trasladan los cadáveres por coronavirus en Ciudad Juárez FOTO: Rey R. Jauregui/La Verdad Juárez.

AREA DEL DECESO

El área hospitalaria donde ocurrió el deceso, el personal del aseo debe realizar la limpieza y desinfección de toda la zona: cama, equipos de la cabecera, colchonetas, puertas, cerraduras y camilla para traslado a la morgue, etcétera, conforme a los lineamientos de prevención y control de infecciones.

Todo el personal que tuvo que ver en el manejo, traslado y disposición final del cadáver (confirmado o sospechoso de COVID-19), deberá cumplir las normas de bioseguridad y el uso del equipo de protección personal.

FAMILIARES EN EL HOSPITAL

“En la situación de emergencia sanitaria por COVID-19 la potencial restricción de acceso a hospitales y acompañamiento de familiares con el paciente grave que fallece, puede incrementar la pena por falta de cierre del proceso de duelo”.

La guía menciona que el hospital deberá de determinar a un integrante del equipo de salud para que mantenga la comunicación permanente con la familia.

Por último, se sugiere que trabajo social explore posibilidades de apoyo y guía de los deudos, así como facilitar el proceso de recepción y entrega de cadáveres de manera oportuna.

Consulta la guía a contuación:

ESTAS IMÁGENES SON PUBLICADAS COMO PARTE DE UNA ALIANZA PERIODÍSTICA DE LA CUAL FORMAMOS PARTE LOS MEDIOS LA VERDAD JUÁREZ, ZONA DOCS Y REVISTA ESPEJO CON EL OBJETIVO DE AMPLIAR LA DIFUSIÓN DE INFORMACIÓN ALREDEDOR DE LA PANDEMIA DEL CORONAVIRUS EN EL NOROESTE DEL PAÍS. VER ORIGINAL AQUÍ.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

Reporte Espejo