Transparencia

Cuentas públicas: El cuento de nunca acabar en Sinaloa

Este año son 492 millones de pesos en irregularidades; las del 2017 arrojaron 500 mdp. Dicen que todo se solventa pero nadie aclara cómo…

Con auditorías financieras plagadas de irregularidades sobre el manejo de 492 millones de pesos en municipios y dependencias del Gobierno del Estado, las cuentas públicas de 2018 se perfilan otra vez a asumirse como el cuento de nunca acabar en el Congreso del Estado.

Sin embargo, la revisión de este año guarda un ingrediente distinto: siete alcaldes de Morena serán sometidos a una auscultación por parte de las diputadas y diputados locales, cuya mayoría es morenista.

En las cuentas públicas de 2017 la Auditoría Superior del Estado (ASE), instancia encargada por ley para realizar las investigaciones financieras, detectó anomalías por 500 millones de pesos; ese año la mayoría de los alcaldes eran del PRI.

Son las mismas observaciones de 2017. Los montos son similares. Se violaron las mismas leyes. No miro un panorama favorable para su aprobación…”, aseguró el presidente de la Comisión de Fiscalización del Congreso del Estado, Marco Antonio Zazueta Zuzueta.

Las de 2018 fueron auditorías practicadas a 53 entes públicos en los que de acuerdo a Emma Guadalupe Félix Rivera, auditora superior del estado, solo hay cinco casos con falta grave y que siete de los 18 municipios no aprobaron el procedimiento, aunque no especificó cuáles.

De esos 492 millones de pesos posibles a recuperar, 296 son de los Ayuntamientos, 91 millones a entes públicos estatales, 23 a entes municipales, 76 millones a los poderes del Estado y 5 a diferentes fideicomisos.

QUIEN TENGA QUE CAER

Que caiga quien tenga que caer. Cada quien es responsable de sus actos. Si es de Morena pues lo siento, nosotros mismos vamos a poner el ejemplo”, resaltó Zazueta Zazueta.

Añadió que ve muy complicado que algún ente, de los 53 que fueron auditados, haya solventado las anomalías detectadas en los tres meses que legalmente se les dio para aclararlas.

Están las cosas similares al año pasado”, insistió.

El informe de la ASE sobre las cuentas públicas de 2018 con sus 492 millones de pesos en irregularidades financieras está en manos de los 40 diputadas y diputados desde febrero pasado. El Congreso estatal definirá antes del 31 de julio si son aprobadas o no.

En 2017 fueron reprobadas por los legisladores y el gobernador Quirino Ordaz Coppel vetó los decretos. Todo quedó en una discusión pública con sesgo político; ninguna instancia ha informado sobre sanciones por las anomalías.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas