Tema de hoy

¿A la baja el coronavirus o es el Gobierno Federal el que se achica ante la pandemia?

López Obrador evade mostrar solidaridad con las 35 mil familias que han perdido a sus seres queridos debido a la contingencia actual por coronavirus.

Mientras México se colocó en el cuarto nivel internacional por muertes de coronavirus, al rebasar las 35 mil defunciones, y Sinaloa supera los 10 mil casos de contagios y se enfila a los 2 mil fallecimientos, el presidente Andrés Manuel López Obrador insiste en ir en contra de las estadísticas, proyecciones internacionales y el llamado de auxilio de gobernadores para decirnos de nuevo que la pandemia va a la baja.

El mandatario nacional, que el fin de semana salió en defensa de su vocero en el tema Covid-19, Hugo López Gatell, quien arrastra un fuerte deterioro de la credibilidad, dijo que de acuerdo a datos de la Secretaría de Salud federal el virus SARS-CoV-2 pierde intensidad en el país ya que solamente en 9 de los 32 estados hay incrementos en incidencia de la enfermedad.

Al mismo tiempo el bloque de gobernadores panistas urgió al presidente a retomar las estrategias conjuntas federación-estados y detener las afectaciones por la pandemia. Extrañamente, los mandatarios estatales de otros partidos que enfrentan estragos por el coronavirus, como es el caso de Sinaloa que continúa en color rojo dentro del semáforo endémico, no le formulan ninguna exigencia a López Obrador para que haga llegar la ayuda correspondiente.

El Gobierno de México acentúa la táctica para desentenderse de la emergencia de salud pública y aventarles toda la responsabilidad a los gobiernos estatales, señalándolos inclusive de entregar información desfasada sobre el comportamiento de la Covid-19. Al frente de dicha maniobra está AMLO quien no se mueve ni un ápice en su postura de culpar a otros de sus ineficiencias. Ahora le endilga las imputaciones al “alarmismo de la prensa conservadora que es muy amarillista”.

López Obrador evade mostrar solidaridad con las 35 mil familias que han perdido a sus seres queridos debido a la contingencia actual por coronavirus, elude la responsabilidad que le toca como jefe del Ejecutivo Federal para que dé a conocer la realidad y la enfrente, omite los apoyos para el personal médico que sigue cayendo en la primera línea de la lucha contra la pandemia y niega la ayuda a empresas que están cerrando con la consecuente caída de más de un millón de empleos, de acuerdo a datos del Instituto Mexicano del seguro Social. Todo esto da la percepción contraria de que los daños que el virus SARS-Cov-2 deja a su paso por México crecen y es el gobierno de la Cuarta Transformación el que se achica.

El Efecto ESPEJO es parte de nuestro boletín de noticias. Suscríbete y recibe los hechos más relevantes de Culiacán, Sinaloa y el mundo directo a tu correo electrónico.

 

 

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas