Ciudadanía

“Nosotras no somos una cuota política”: aspirantes al ISMUJERES

Se llamó a replantear también el perfil de las mujeres que ocupen el cargo, partiendo de que sea una persona empática, con perspectiva de derechos humanos, comprometida con la atención de grupos vulnerables y abierta a trabajar de forma política en favor de los derechos de las mujeres.

13 de las 20 aspirantes a dirigir el Instituto Sinaloense de las Mujeres exigieron al Congreso local parar la politización y ser coherente en torno al proceso de selección.

En un encuentro virtual que promovió la Red de Mujeres Anticorrupción, se dieron a conocer distintas posturas respecto a la situación actual, en la que la propuesta única, la empresaria Eva Joaquina Guerrero Ríos, ha dividido opiniones en el Poder Legislativo.

“Hay que sumarse todas las mujeres con la decisión que se tome en el Congreso”, señaló Patricia Núñez, y luego mencionó que “Los retos son muchos, no podemos dejar algunos a medio, lo que yo creo que es necesario trabajar con las organizaciones y dar continuidad”.

Otras mujeres, como Guadalupe Hernández, cuestionaron las formas en que se ha llevado a cabo la selección para cubrir la vacante que dejó Aracely Tirado Gálvez tras no ser ratificada por el Congreso.

“Yo he visto que esta convocatoria pública parece una convocatoria de mérito”, señaló Guadalupe Hernández

“… Yo creo que todas y cada una de nosotros tenemos experiencias diferentes…el criterio es lo que no se entiende”.

Fue entonces cuando las posturas se fijaron en exigir un cambio en las leyes y las prácticas de elección de perfiles para ocupar puestos públicos.

“Estamos viviendo situaciones diferentes, la ciudadanía votó por un cambio, un cambio que se refleje y este Legislativo debe actuar de tal forma que se demuestre que hay una separación de poderes, un Legislativo que escuche y actúe bajo derecho”, dijo Jesús Martina Beltrán.

Ese cambio, consideró Dignora Valdez, debe ser guiado por el movimiento que se formó en torno a la designación, en el que la sociedad civil se involucró para pedir transparencia y rendición de cuentas.

“Creo que la elección que se dará es algo que no se había visto, es algo que apoyo que esté sucediendo, porque esto va a ser que se modifique”, aseguró Valdez.

La razón de esa postura, agregó Priscila Salas, es porque de manera histórica se ha tenido opacidad para elegir a las mujeres que llegan a estos espacios.

“No sabemos si los requisitos se toman en cuenta para la designación. No sabemos si los requisitos son necesarios para el Gobernador. No existe un proceso claro de evaluaciones técnicas ni de competencias”, aseveró Priscila Salas.

Para ello, prosiguió María Leticia Valencia Sauceda el gobernador y la cámara de diputados deben buscar maneras más transparente para elegir a las titulares, que además del trabajo que se requiere también tenga el convencimiento de la sociedad civil.

Natalia Reyes Andrade llamó a replantear también el perfil de las mujeres que ocupen el cargo, partiendo de que sea una persona empática, con perspectiva de derechos humanos, comprometida con la atención de grupos vulnerables y abierta a trabajar de forma política en favor de los derechos de las mujeres.

Sin embargo, la política actual de selección ha sido excluyente, incluso con las aspirantes que fueron calificadas de forma correcta para poder participar.

“Se quisó manejar en esta ocasión de la misma manera, con recelo de la información, pero se vino todo este movimiento”, aseveró Mariel Yee.

“Nosotras no somos una cuota política”.

El Congreso del Estado es el órgano que tendrá la última palabra en torno a la designación de la nueva directora del Instituto, con una votación de un dictamen que deberá ser en favor de la ratificación de la propuesta del gobernador Quirino Ordaz Coppel.

Esa propuesta es Eva Joaquina Guerrero Ríos, empresaria de medios de comunicación, que ha sido cuestionada por diputados, principalmente por la fracción de Morena, debido a que no cuenta con un perfil acorde a sus expectativas.

Entre esas expectativas está la de honestidad, pues aseguran que en el Currículum no presentó ser maestra y tener cuatro plazas docentes inscritas en la nómina magisterial federal.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas