Tema de hoy

¿Y la vacuna, presidente? Menos berrinches y más gestión eficiente

López Obrador debe modificar la estrategia concentradora que deja todo el control de vacuna a cargo de la federación y abrir a los gobiernos estatales y empresas la adquisición del suero inmunizante.

A un año de que la Organización Mundial de Salud declarara como pandemia al coronavirus por la rápida propagación, en México la desesperación se apodera de la población porque el Gobierno Federal apenas ha vacunado a 3 millones de habitantes desde el 23 de diciembre a la fecha, el mismo número que Estados Unidos beneficia en un solo día mientras la cobertura global asciende a 319 millones de dosis aplicadas con corte al 10 de marzo.

En vez de dedicarse a hacer reclamos a instancias de la Organización de Naciones Unidas y países que disponen de mayor número de vacunas, al presidente Andrés Manuel López Obrador le falta ser más agresivo en cuanto a la gestión para que a México se le suministre de manera rápida la sustancia inoculante pues se trata de la única forma de detener la devastadora acción del virus SARS-CoV-2 que en el territorio mexicano reportaba hasta ayer 2 millones 339 mil 561 contagiados y 192 488 decesos.

López Obrador debe modificar la estrategia concentradora que deja todo el control de vacuna a cargo de la federación y abrir a los gobiernos estatales y empresas la adquisición del suero inmunizante, pues es la única manera de destrabar el esquema inoperante que aparte de irritar a los sectores todavía no beneficiados también crea la impresión de que en la fase actual la emergencia de salud pública es operada con fines políticos.

En las principales ciudades de Sinaloa que reportan mayor propagación del coronavirus debido a la alta densidad y movilidad poblacional los habitantes han entrado a la etapa de exasperación y proceden a romper el orden de la vacunación trasladándose masivamente a los municipios en los cuales se realiza la inoculación, situación que anuncia el caos en que puede convertirse el plan contra la Covid-19 que a estas alturas ni siquiera cubre al total de los adultos mayores.

Así como acostumbra ver el contexto internacional para situar al de él como uno de los mejores gobiernos del mundo, el presidente López Obrador necesita la mirada autocrítica que le dirá que mientras Estados Unidos, China, Reino Unido y Brasil puntean en la tabla global de aplicación de la vacuna, México luce atorado en sus berrinches y reclamos sin aparecer entre las 10 naciones que encabezan el top ten de la vacunación.

El Efecto ESPEJO es parte de nuestro boletín de noticias. Suscríbete y recibe los hechos más relevantes de Culiacán, Sinaloa y el mundo directo a tu correo electrónico.

 

 

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo