Justicia

SCJN atrae caso difundido en documental de Netflix “Duda Razonable”

El pleno de la Suprema Corte determinó que el caso de cuatro hombres que fueron acusados de secuestro en 2015 podría estar plagado de irregularidades y violaciones a sus derechos, por lo que atrajo el amparo para su investigación

LSuprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ejerció su facultad de atracción para conocer del caso difundido por medio del documental Duda razonable: Historia de dos secuestros, la miniserie de estreno de Netflix dirigida por Roberto Hernández.

A solicitud del Ministro Presidente Arturo Zaldivar Lerdo, el pleno atrajo el amparo directo 100/2020 del Tribunal Colegiado en Materia Penal del Décimo Circuito en Tabasco, en el cual tres personas sentenciadas por secuestro denunciaron irregularidades y violaciones a sus derechos humanos.

Roberto Hernández junto a Héctor Muñoz. Foto: Netflix

“El Pleno advirtió que el caso podría involucrar diversas irregularidades y violaciones a los derechos de los acusados, las cuales podrían insertarse en un patrón de violaciones sistemáticas a derechos humanos cometidos por autoridades locales encargadas de la procuración e impartición de justicia, en perjuicio de personas que han sido acusadas de un delito”, expresó la Suprema Corte en un comunicado.

LEE TAMBIÉN: Desde Culiacán, urgen cese a la violencia contra periodistas

La Corte indicó que la resolución del amparo podría sentar criterios de interés y trascendencia “sobre aspectos poco explorados en su jurisprudencia sobre el debido proceso y el sistema penal acusatorio”.

El anuncio se da después de que, el pasado 30 de diciembre, el Presidente Andrés Manuel López Obrador asegurara en conferencia matutina que solicitó al Secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, y a la Suprema Corte que se investigara a fondo el caso.

“Existe una petición formal ya de los abogados de quienes está sujetos a proceso para que se obvie el procedimiento y la SCJN pueda atraer el caso. Adicionalmente a ello hay abiertas investigaciones sobre exfuncionarios en este caso de la Fiscalía Estatal que lo fueron entre 2012 y 2018, estaríamos a la espera de que la autoridad judicial emita su resolutivo”, dijo en ese momento el mandatario.

Darwin Morales, Juan Luís López, Gonzalo García y Héctor Muñoz. Foto: Netflix

La miniserie documental Duda razonable explora la historia de Gonzalo García, Juan Luís López, Darwin Morales y Héctor Muñoz, quienes fueron acusados de secuestro de una mujer, un delito que no cometieron. En 2015, los cuatro hombres fueron torturados durante su detención, mientras que tres de los cuatro detenidos recibieron una sentencia de 50 años de prisión a pesar de la falta de pruebas en su contra, huecos en la investigación y una cadena de corrupción.

LEE TAMBIÉN: Procedimiento abreviado | Fiscalía tiene que buscar condenas apropiadas, no ridículas: NSMCNH

La serie Duda razonable es dirigida por Roberto Hernández, que saltó a la fama nacional por encabezar el documental “Presunto culpable” (2008), en el que se narra la historia de Toño Zúñiga, acusado de un homicidio que no cometió.

El documental estrenado el 23 de noviembre en la plataforma, relata durante cuatro capítulos el caso de Darwin Morales, Héctor Muñoz, Juan Luis López y Gonzalo García, que fueron detenidos en 2015 por secuestro en el municipio de Macuspana, Tabasco.

La tortura se sigue usando para obtener declaraciones en México. Foto: Netflix

Durante cinco años Hernández pudo entrevistar hasta 450 presos en Tabasco y es así como dio con la historia de estas cuatro personas, según relató en distintas entrevistas en la prensa mexicana.

La serie revela torturas, testimonios contradictorios y la coartada de los acusados, quienes insisten en que jamás secuestraron a nadie.

Todo se inició en 2015 con un accidente de tráfico en donde Héctor recibió un disparo en la mano cuando le reclamó al conductor del vehículo que lo impactó, este personaje fue quien después declaró ante las autoridades que pasó exactamente lo mismo pero al revés, y que lo iban a secuestrar.

A los cuatro se les impuso una condena de 50 años, pese a que no existía ninguna prueba más allá del testimonio del otro conductor.

Únicamente Darwin ha logrado salir de prisión porque su defensa probó que él se encontraba en otro lugar en el momento de los hechos.

***

Este contenido fue publicado originalmente por SinEmbargo:

https://www.sinembargo.mx/15-02-2022/4124839

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo