Educación

¿Es momento de replantear los reglamentos escolares?…  Esto dicen activistas

Lo ocurrido esta semana en la preparatoria Augusto César Sandino, de la UAS, abre una ventana de oportunidad para abrir el diálogo respecto a esta herramienta de convivencia en bachilleratos, pero también en secundarias, reflexionan activistas feministas

"Reservoir Dogs but with schoolgirls" by Steve Leggat is licensed under CC BY-NC 2.0

¿Es momento de replantear los reglamentos escolares?, es una preguntas relevante al recapitular lo sucedido durante esta semana en torno al conflicto en la preparatoria Augusto César Sandino de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS).

Buscando dar cumplimiento al reglamento escolar, autoridades de dicha preparatoria midieron el largo de la falda y verificaron debajo de las mismas para revisar que las alumnas portaran short oscuro; a las que se negaban a aceptar está dinámica, que por lo menos consideraron como incomoda y humillante, se les solicitó firmar una supuesta carta responsiva en la que la institución se desentendía de cualquier responsabilidad en casos de violencia de género (acoso, violación, feminicidio, etc.) al exterior de la institución. Otros mensajes difundidos a través de redes sociales, hablan, más que de una carta responsiva, de una lista pero con la misma intención.

Otra queja fue que también negaron la entrada al plantel a estudiantes varones que portaban aretes, conducta que los estudiantes del plantel calificaron como homofóbica.

Esta situación, a la que la UAS reaccionó activando una investigación de parte del área jurídica y la dirección de preparatorias de la universidad, abre una ventana de oportunidad para el diálogo y el debate en torno a los reglamentos escolares, señala la activista feminista Mariel Yee.

La integrante del Colectivo de Mujeres Activas Sinaloenses (CMAS), consideró importante el abordar esta discusión pública también tomando en cuenta las escuelas secundarias.

“No es la primera vez, dijo Mariel a ESPEJO, que con temas relacionados al uniforme hay tantas cuestiones de alimentar estereotipos de género”.

LEE MÁS: Convoca la UAS a participar en el concurso “Tesis e investigaciones en Estudios de Género”

Esto, lamentó, viola derechos humanos básicos como el derecho al libre desarrollo de la personalidad y terminan siendo acciones violentas que impactan la vida de las y los adolescentes.

Por su parte, la activista del colectivo No se Metan con Nuestras Hijas, Priscila Salas, alerta que hoy en día sigue habiendo ciudadanos y autoridades que consideran que los reglamentos están para cumplirse, “independientemente de si estos violan los derechos humanos o no”.

Así, añadió, todo tipo de reglamento institucional, escolar o de trabajo, deben ser adecuados al cumplimiento y garantía de todos los derechos humanos. “Sobre todo de personas menores de edad”, puntualizó.

En este sentido, reflexionó que más que establecer reglamentos, existe una nueva tendencia en la que se cambian estos por una especie de ‘manuales de convivencia’.

¿Uniforme neutro?

En junio del año 2019, en el contexto de la aprobación de uniforme neutro por parte de las escuelas de la Ciudad de México, el aun rector de la UAS, Juan Eulogio Guerra Liera, comentó que la universidad no requería una medida similar.

Guerra Liera calificó la medida como una aceptación de los argumentos de quienes dicen “que la mujer provoca porque trae una minifalda o se pinta”.

En aquella ocasión argumentó que la UAS ya cuenta con un reglamento que ha funcionado.

 “Aquí ya hay una norma, un uniforme, ya de manera general un reglamento que nos ha dado resultados. No hemos tenido problemas en este sentido”, aclaró.

 “El ponerte un pantalón o no, no te va a hacer cambiar tu mentalidad y es aceptar aquellos argumentos de los que todavía dicen que la mujer provoca porque trae una minifalda o se pinta”, dijo.

Guerra Liera añadió que lo que realmente debe ocurrir es que el gobierno se haga cargo de educar a los hombres sobre el respeto a la mujer y a su libertad de comportamiento.

LEE MÁS: UAS no requiere uniforme neutro; “no tenemos problemas en ese sentido”, afirma rector

Prevención de acoso en la UAS

Desde el año 2012, la UAS cuenta con un reglamento institucional para la prevención, atención y sanción del hostigamiento y acoso sexual.

Este documento, a cargo del Centro de Políticas de Género para la Igualdad entre Hombres y Mujeres de la UAS, establece como principios rectores:

  • La dignidad y defensa de la persona,
  • el interés superior de la persona menor,
  • promover un ambiente saludable y armonioso y
  • garantizar la integridad personal, entre otros.

Asimismo, reconoce como hostigamiento y acoso sexual ‘de gravedad leve’:

  • Exposición de imágenes o representaciones de naturaleza sexual
  • Piropos, gestos lascivos u ofensivos y comentarios no deseados sobre la apariencia física.
  • Burlas, bromas, comentarios o preguntas incomodas o inapropiadas sobre la vida sexual o sentimental.

Por su parte, son consideradas actitudes ‘de gravedad alta’ el contacto físico no deseado; y ‘de gravedad muy alta’ el exhibicionismo corporal sexual y la violación.

Es también este documento el que, en su capítulo VI, ‘De las quejas y denuncias’,  expone el procedimiento para presentar una queja ante las autoridades universitarias, así como las medidas precautorias a tomar según sea el caso, esto en el capítulo VII ‘Medidas Precautorias’.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo