Violencia

Cambios en los roles de género inciden en violencia familiar: SEMujeres

Presentan el Programa para la Prevención y Atención de Violencia Familiar 2022-2027

La violencia familiar y sobre todo la violencia contra las mujeres en el entorno familiar es el delito que más ha crecido en los últimos diez años en Sinaloa. Tan solo en 2022, la Fiscalía General del Estado ha reportado que 2 mil 175 mujeres han denunciado ser víctimas de este tipo de agresión contra su integridad.

“No habrá paz social mientras se siga violentando a las familias y a las mujeres en el entorno familiar”, manifestó la secretaria de las Mujeres, Tere Guerra.

La funcionaria sostuvo que si bien el aumento de las denuncias registradas tiene que ver con que en la actualidad más mujeres se atreven a levantar la voz, dijo que también es una realidad que se está observando más incidencia delictiva en estos casos.

Para Tere Guerra este fenómeno tiene que ver mucho con la reconfiguración que se vive en las relaciones de pareja, donde las mujeres en la actualidad quieren ejercer su autonomía en el hogar, quieren tomar sus propias decisiones, tener un ingreso; además de que muchas ya no desean seguir siendo las que cargan con la doble jornada.

LEE MÁS: Aprender a resolver conflictos: Con terapia, atenderán violencia familiar desde sus causas

“Esas mujeres están reconfigurando relaciones y se han tensado las relaciones de familia sin duda”, advirtió la titular de la Secretaría de las Mujeres del Estado.

Anunció que una de las estrategias desde Gobierno del Estado es promover las nuevas masculinidades, es decir, de apostarles a hombres que no se sientan disminuidos por no ser agresivos, ni por asumir labores domésticas, por comprometerse en el cuidado de los hijos o simplemente por mostrar afecto o su sensibilidad.

“Y a mujeres, que no se sientan tampoco mal por ser proveedores, económicamente más fuertes que sus parejas, o por estar en una condición en donde la mujer es la que trabaja y el hombre puede ser el que ayuda. Estamos en esta reconfiguración de las relaciones de pareja que obviamente están tensando las relaciones en familias”, reiteró.

LEE MÁS: En 10 años, la violencia familiar creció 393% en Sinaloa

El Programa para la Prevención y Atención de Violencia Familiar 2022-2027

En el Salón Gobernadores del Palacio de Gobierno, la secretaria Tere Guerra encabezó la primera sesión del Consejo Estatal para la Prevención y Atención de la Violencia Familiar, donde presentaron las propuestas a seguir con los alcaldes y representantes de todos los municipios de Sinaloa, para conformar un plan coordinado para prevenir el problema expuesto.

Tere Guerra señaló al secretario del Ayuntamiento de Culiacán que este municipio se mantenga en primer lugar en denuncias por violencia familiar, con un 43 por ciento de las estadísticas. Argumentó que esto no tiene que ver que en la capital haya más habitantes, ya que los municipios de Ahome y Guasave se encuentran por arria de Mazatlán, el segundo municipio más poblado del estado.

Al respecto, lamentó que en lo que va del año ya se han presentado 15 asesinatos de mujeres, donde 9 de las víctimas fueron tipificados como feminicidio.

“¿Qué es lo que estamos haciendo? Generando infraestructura para atender a las mujeres, para prevenir y atenderlas. Hay que fortalecer la sensibilización y capacitación de los jueces y juezas, de las magistradas, para impulsar que la justicia en Sinaloa tenga esa visión de género, para que se entiendan los diferentes roles que históricamente han asignado a mujeres y hombres”, informó.

LEE MÁS: Violencia familiar: ¿Cuáles son las colonias más afectadas por esta problemática en Culiacán?

Tere Guerra sostuvo que no habrá paz social en los municipios si los ejemplos que están recibiendo los niños es que la agresión y la violencia contra las mujeres se legitiman y se naturaleza. Dijo que en los hogares estos fenómenos lo observan los menores desde los primeros años de su vida en casa, moldeando en sus cabezas que la violencia se puede permitir.

“Entonces muy probablemente ellos cuando crezcan van a ser adultos que repliquen esa violencia”, advirtió.

El Programa para la Prevención y Atención de Violencia Familiar contempla una serie de programas y políticas públicas que todos los tres niveles de gobierno deben de adoptar en dos ejes: la prevención y la atención de la violencia. La finalidad será, indicaron, incidir en la transformación sociocultural que está permeando en las relaciones familiares.

Al respecto, entre los primeros objetivos que los ayuntamientos deben cumplir es trabajar con la perspectiva de género entre sus funcionarios y sus policías municipales, principalmente con capacitación y sensibilización.

De igual modo, con la creación de unidades de reacción inmediata integrada tanto por policías, como por psicólogas, trabajadores sociales y abogadas. Tere Guerra señaló que solo los municipios de Culiacán, Mazatlán, Ahome y Guasave cuentan con este tipo de células, por lo que exhortó a los demás ayuntamientos a crear las suyas.

Entre otros lineamientos es la de fortalecer las líneas de emergencia para atender las llamadas que denuncian violencia y también contar con un equipo capacitado para atender estas áreas; Tere Guerra reprochó que el tema de la prevención es un punto que no se toca en los cabildos, haciendo énfasis que la prevención le corresponde a todos.

Sobre esto, durante la mañana el gobernador Rubén Rocha Moya dio a conocer que desde la Universidad del Policía (UNIPOL), se está trabajando en un grupo policial de mujeres.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo