Reflexiones

Dr. Xicoténcatl Vega Picos

Letras Sustentables | Hoy es el día mundial de los Océanos

Los océanos juegan un papel preponderante en la vida de todas las especies puesto que controlan la mayoría de los procesos en el planeta como el ciclo hidrológico, el balance de la energía solar; los ciclos de los nutrientes, las cadenas tróficas, y las condiciones climáticas regionales y globales. Poca cosa.

Diversas fotografías espaciales reflejan el azul intenso de los océanos, algunas veces entreveradas con nubes, otras dramáticas si observas un ciclón o algún evento de esa naturaleza, no en vano cubren un poco más del 70% de la superficie terrestre, por ello, por raro que pudiese parecer es el ecosistema que “gobierna al planeta”, cuando nos referimos a esta frase es en su total magnitud.

Este mundo de agua es tan importante para la salud del planeta, que, paradójicamente, es su misma inmensidad lo que nos da el derecho a pensar que nada le puede suceder y tristemente ya le tiene muchos “sucedes”. Los océanos juegan un papel preponderante en la vida de todas las especies puesto que controlan la mayoría de los procesos en el planeta como el ciclo hidrológico, el balance de la energía solar; los ciclos de los nutrientes, las cadenas tróficas, y las condiciones climáticas regionales y globales. Poca cosa.

Poca cosa es decir que en el planeta el agua estimada es superior a los 1,300 millones km3 y de ellas más del 97.5% es salada y el resto es de agua dulce. En este mar de agua también se involucra la energía solar, por esta acción estos miles de millones de litros actúan como “boilers en el clima global”. Pero como toda esta radiación no es pareja en el planeta se forman las diversas corrientes marinas que favorecen la distribución de agua y nutrientes que a su vez les aporta su cuota a los diversos ciclos. La suma de todos estos procesos (físicos, químicos y biológicos) tienen repercusión directa en la humanidad y en diversos ecosistemas.

Su impacto se puede medir en términos de las personas que dependen directamente de sus frutos proteicos, los cuales se estiman en un poco más de mil millones, la ONU dice que para el 2030 más de 40 millones de personas trabajaran en industrias vinculadas a este ecosistema (https://www.un.org/es/observances/oceans-day). A mi se me hicieron pocos los cuarenta millones, por lo que busqué cuántos más se podrían sumar a los de la ONU y un reporte terminó con un “provee alimentos para billones de personas” (https://mediamanager.sei.org/documents/Publications/SEI-Report-ValuingTheOcean-ExtendedSummaryReport-2012.pdf).

Esa misma fuente nos dice que tiene una importancia crucial en la generación de oxígeno a grado tal que es el que respiramos a cada segundo. Además de que absorbe entre el 25 al 30% del las emisiones de carbón antropogénico y el incremento en la temperatura, que de una u otra manera, le hemos aportado al planeta en los últimos 200 años. Concluyen que “el océano no tiene precio”.

Lo peor del caso es que a pesar de que “no tiene precio” casi lo tenemos en bancarrota.

Su misma inmensidad y la falta de conocimientos sobre estos ecosistemas han arrastrado una serie de problemas para afirmar que así los tenemos. Por ejemplo, las pesquerías han sido impactadas de manera adversa en el planeta por su sobreexplotación que las tiene al borde del colapso. Eso lo podemos aderezar con diversas fuentes de contaminantes como aguas cloacales, industriales, entre otros, que si son severas pueden destruirlas, especialmente si se encuentran asociadas a zonas costeras.

A nivel local esto ya lo estamos viviendo y sufriendo, por ejemplo, el pasado 21 de marzo se decretó una veda sanitaria temporal desde Barras de Piaxtla, San Ignacio a la Bahía de Ceuta en Elota, Sinaloa, estos eventos se presentan con frecuencia ya en el resto de la zona costera, con repercusiones económicas y de salud en aquellos que consumen estos productos marinos.

Trabajar en la recuperación o restauración de estos ecosistemas marinos es costoso y requiere de participaciones de todos los sectores. Aquellos que los generan, por ejemplo, sector agrícola, industrial, municipal, entre otros y quienes los cosechan o aprovechan como los pescadores. Esto requiere de grandes inversiones y por supuesto de la coordinación de aquellos que conocen del tema y de quienes lo aprovechan y explotan, transitar a ese ganar-ganar se puede dar en Topolobampo.

Hoy es el día mundial de los Océanos, una fecha importante por todo lo que aporta al bienestar del planeta, conocer lo que necesitamos y aprender a valorarlo es el objetivo de este y que mejor manera de celebrarlo que escuchando de los expertos, mañana los invitamos a https://cuidemoselmar.com/#eventos.

[email protected]
https://aaves.com.mx/

Las opiniones expresadas aquí son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la línea editorial de ESPEJO.

Comentarios

Recientes

Ver más

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo